Con la tecnología de Blogger.

Archivo del blog

PUBLICIDAD

lunes, 25 de septiembre de 2017

Las Cosas que se Ven y las que no se Ven, en el Conflicto de las Primarias Abiertas o Cerradas

El insigne e imperecedero profesor Juan Bosch, fuente inagotable de solvencia moral de la política vernácula Dominicana. Parafraseando la Biblia en 2da de Corintios 4-18 extrapoló y patentizó en el campo de la política la irrefutable concepción de que, “En política hay cosas que se ven y otras que no se ven”. Queriendo significar, que un buen político es aquel; que tiene una cosmovisión que traspasa la perceptible realidad. Y como decía Peña Gómez; que logra ver que hay más allá de la curva sin estar en ella.

Desde esa perspectiva, fruto del debate y la fracturación que se ha generado a lo interno del Partido de la Liberación Dominicana, sobre las primarias abiertas promovidas por la facción del presidente Medina y las primarias cerradas por la facción del ex presidente Fernández, nos surgen las siguientes interrogantes. ¿Desde cuando es el presidente Medina un teórico y promotor de la Democracia Lato Sensu? y, en el caso de Fernández; ¿desde cuando es el paladín de las bases del partido? En virtud de que, estos son los argumentos “Gatopardistas” que ambas facciones han externado, en aras de hegemonizar un criterio sobre otro.

La Guerra Fría, por la Candidatura y el Liderazgo

El 95% de la población mundial; que no pertenece a la clase pensante. Cuando escucha hablar de guerra automáticamente piensa en misiles, bombas nucleares, portaaviones y buques de guerra. Sin embargo, en la política cuya práctica es una guerra constante, tal y como lo estableció el gran general y estratega Chino Sun Tzu. “El supremo arte de la guerra es doblegar a tu enemigo sin llegar a la conflagración”. Partiendo de esa premisa se puede sindicar que, el PLD se encuentra en una verdadera "Guerra Fría" encabezada por sus dos grandes líderes; por la candidatura del 2020 y el liderazgo actual y futuro del partido, cuyas estrategias se desprenden de la siguiente realidad.

Nadie puede negar al igual como reflejan muchos estudios de mercado, que a lo externo del PLD y fundamentalmente; en la llamada sociedad civil, una tasa considerable de rechazo manejable y otra importante tasa de rechazo cautiva; reposan sobre la imagen de Fernández, que en términos electorales pudieran decidir sobre su posible regreso al poder. De igual forma, nadie puede ignorar ni mucho menos negar, que desde la ascensión al poder de Danilo hay un distanciamiento “Erga Omnes” de su gobierno y figura con las bases del partido, que ha generado animadversiones con la llegada al poder de los llamados: “Outsider del partido”, en detrimento de individuos de dilatadas vidas partidarias.
Las Cosas que no se Ven
Más allá del conflicto, ambos líderes han desarrollado dos estrategias geniales. En el caso de Fernández, en la actualidad su arma de guerra más importante es el padrón del PLD. Toda vez, que se ha constituido como nunca antes; en el líder de las bases del partido con un posicionamiento interno tan sólido, que aún; con los cantos de sirenas que generan los Ministros y sus nóminas, todos los estudios reflejan que con Danilo imposibilitado constitucionalmente, todos los demás precandidatos aún en coalición; no podrían ganarle internamente la candidatura a Leonel. Por esa razón, para Fernández el padrón cerrado representa; la fuente inequívoca de su posible regreso al poder. 

Sin embargo, al margen del aspecto jurídico que arropa a Danilo y a las primarias abiertas. La realidad es, que a pesar de los problemas que se generarán internamente y con los poderes fácticos del país él aspira a ser el candidato del 2020. Por consiguiente, con esa alta popularidad de Danilo, una de las estrategias más brillantes es, habilitar internamente a 5 millones de personas por si se llega a necesitar la legitimación interna de sus aspiraciones. Así mismo, si se viera compelido apoyar a uno de sus Outsider o una tercera persona, es precisamente dentro de esos 5 millones donde está la mayor taza de rechazo de Leonel, la cual sería fundamental para ganarle internamente, conjuntamente con la teoría del poder del politólogo estadounidense Harold Lasswell.  
                                                                                                   
Autor: Lic. Manuel Cruz (M.Sc.)

Politólogo, Abogado & Especialista en Geopolítica 



No hay comentarios:

Publicar un comentario